21 Días de Oración y Ayuno, "Que se Abran los Cielos".